Peeling Químico

El peeling químico es un tratamiento no quirúrgico para rejuvenecer la piel de la cara.

Consiste en la aplicación de una sustancia química corrosiva sobre la piel. Esta sustancia elimina de forma controlada y limitada una parte del cutis más o menos profunda, según el tipo de ácido utilizado, y produce de forma tardía una regeneración de las capas destruidas renovando la piel y dejándola más luminosa, más limpia, uniforme y elástica sin determinados defectos estéticos como manchas, arrugas, defectos de acné, etc.

Esta exfoliación de la piel, llevada a cabo mediante el uso de sustancias químicas como la resorcina, el ácido salicílico, láctico, glicólico, retinoico o fenol contribuye a disminuir la cantidad de lesiones activas, desinflamar las áreas de piel comprometidas, cerrar los poros, eliminar el aspecto graso de la piel y mejorar las manchas y cicatrices.

peeling quimico para manchas

Según la profundidad de la piel que se requiera eliminar los peelings se clasifican en:

  • Superficial
  • Medio
  • Profundo

Los agentes exfoliantes superficiales son útiles para tratar las manchas superficiales, el acné y cerrar poros. El rejuvenecimiento cutáneo y la cicatrices requieren exfoliaciones medias y profundas.

peeling quimico

Con los peelings superficiales se presenta un enrojecimiento de la piel que puede variar de ligero a medio y posteriormente una descamación superficial cuya duración promedio es de 5 – 7 días.

Las exfoliaciones químicas de profundidad media llegan hasta la Dermis papilar y se utilizan para el tratamiento de cicatrices y en rejuvenecimiento ya que inducen remodelación del colágeno..

Los peelings profundos tienen un resultado más espectacular en fotorejuvenecimiento pero los riesgos tanto locales como sistémicos han limitado su uso.

¿Qué puedes esperar de un peeling químico?

  • Reducción de las arrugas finas alrededor de los ojos y la boca.
  • Tratamiento de las arrugas producidas por el sol, la edad y las adquiridas por la herencia.
  • Mejora del aspecto de las cicatrices pequeñas.
  • Mejora algunos tipos de acné.
  • Disminuye las manchas propias de la edad, del embarazo, de la toma de anticonceptivos y las pecas.
  • Mejora el aspecto y textura de la piel.

Adicionalmente, con el advenimiento del láser CO2 fraccionado, que es un procedimiento más controlado y mejor tolerado, las exfoliaciones químicas profundas han caído en desuso.